Pesca: ¿deporte o negocio?

A falta de jornadas de pesca, hay que limitarse a las noticias relativas a ella. Todo el que se acerque a los ríos, ve clara la situación actual, más que ríos, algunos son simples canales de desagüe por los que evacuar el agua que cae con la lluvia, riberas cerradas de maleza, sin accesos e imposibles de transitar, (no en todos sitios). En cuanto a los peces… pa que hablar, cada año se ven menos, cada vez va a peor, y cada vez se pierden más oportunidades para revertir la situación.

Por eso, se vuelve impensable oir peticiones como la realizada por el PP de Asturias, La sociedad de pescadores del Esmerillón y HOTUPA (Hosteleros de Parres), pidiendo que se dejen comercializar los salmones, truchas y reos. Todo en aras de fomentar la economía, la cuestión es, la economía, ¿de quién?.

Sinceramente, la propuesta no me extraña, especialmente viniendo de quien viene, no soy devoto de las asociaciones de pescadores asturianas (salvo alguna honrosa excepción), pero es que lo de el Esmerillón ya ralla la locura, fijación y fanatismo. Unas asociación que, pese a ver que cada vez hay menos peces, pide desaparición de cupos, permitir la venta, eliminar restricciones de días de pesca, acabar con la pesca sin muerte, esta última, especialmente les pone de los nervios, son taxativos, antes que la pesca sin muerte, prefieren la veda. Entiendo que su posición es la siguiente, si nosotros no podemos pescar según nuestras ideas, no queremos que nadie pesque, porque nosotros vivimos en el ríos y es nuestro, supongo que los que vivan en la costa podrán hacer lo mismo respecto de las playas y pedreros ¿no?

Legalizar la venta de las especies del río lo único que lograría sería incrementar más el furtivísmo, la picaresca y la economías sumergida, y, que no me cuentan milongas, pero a día de hoy, nadie necesita del río para sobrevivir, más que nada, porque no da pa ello. La pesca es deporte, no economía. Aunque es cierto que la pesca como deporte puede generar una importante economías, pero esta no pasa por la legalización de venta de capturas, si no por tener ríos, tener peces y gestionar su pesca.

Sólo los asturianos, asociaciones, administración y buena parte del «paisanaje», parecen estar ciegos ante lo que el resto del país (y parte del extranjero) ve, y es que Asturias, podría ser un referente en la pesca, generando una, no vamos decir importante, pero si interesante economía, basada en el ejercicios de la pesca como deporte. Tenemos paisajes, alojamientos, gastronomía y cantidad de «ríos», lo que falta es que estén en  condiciones, que tengan peces y darlos a conocer, fomentar el turismo. Genera más dinero unas truchas soltadas de nuevo al río, que todas las que pudiéramos vender en los bares.

Pero por alguna razón que se me escapa, aquí nadie lo ve, o nadie lo quiere ver, en esta comunidad somos especialistas en pedir una subvención para comprar la escopeta con la que pegarnos un tiro en el pie. Entre unas asociaciones que miran sólo por lo suyo y una administración que ve en la pesca un auténtico quebradero de cabeza y despilfarro de dinero, así nos va

Grandes asociaciones contra la venta

 

Deja una respuesta

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Salir /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Salir /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Salir /  Cambiar )

Conectando a %s